Los trabajadores de la construcción están muy expuestos a sufrir accidentes dentales. Imagen: freedigitalphotos.net

Los trabajadores de la construcción están muy expuestos a sufrir accidentes dentales. Imagen: freedigitalphotos.net

Seguimos la temática iniciada la semana pasada sobre las profesiones más expuestas a que aquellos que las ejercen sufran lesiones, daños o accidentes dentales. En la primera parte de esta entrega, nos referíamos sobre todo a aquellos profesionales con más riesgo de padecer accidentes o impactos que pudieran dañar sus piezas dentales y su salud bucodental de manera directa. Esta vez también nos acordamos de otros oficios en los que los daños pueden ser indirectos o secundarios.

Así, en la primera entrega nombrábamos a distintos grupos de deportistas de élite, y nos referíamos a futbolistas, jugadores de baloncesto, boxeadores o jugadores de rugby, por ser más propensos a sufrir accidentes que pudieran dañar su dentadura. También taekwondistas y profesionales de las artes marciales y la defensa personal. Por otra parte, nombrábamos a otros deportistas, los relacionados con el agua como nadadores y buceadores. En su caso, más que los impactos del juego en sí, es el agua y las sustancias presentes en ella las que terminan dañando las piezas dentales y las mandíbulas de estos profesionales. Más allá del deporte, hablábamos, cómo no, de los transportistas en todas sus vertientes, por ser, los accidentes de tráfico, una de las principales causas de roturas, fracturas y pérdidas de piezas dentales.

Hoy nos fijaremos en otros grupos de trabajo, los albañiles y demás empleados de la construcción, los carpinteros y los altos ejecutivos. A continuación, explicamos el porqué.

Albañiles y otros empleados de la construcción. Este es un sector, que, a nivel general, cuenta con uno de los índices más altos de riesgo laboral. Los accidentes también pueden afectar a los dientes y a la salud bucodental, a pesar de que se utilicen los medios de protección adecuados. Los obreros constituyen, por tanto, uno de los oficios más expuestos a sufrir accidentes dentales que se salden con roturas, fracturas o pérdida de piezas dentales.

Carpinteros. Aunque en una escala y menor y en dimensiones bastante más reducidas, en el oficio de carpintero también se utiliza herramienta peligrosa. Rostro, manos, brazos y, por supuesto, dientes, están muy expuestos a sufrir golpes e impactos en el cuerpo de un carpintero.

Altos ejecutivos, personas de negocio y de altas responsabilidades, jefes de empresa, etcétera. En su caso, son incluidos en esta lista, no por los impactos directos que pudiera sufrir su dentadura, que son menos probables, sino por el desgaste que sus piezas dentales pueden padecer, a medio y largo plazo, derivado del bruxismo. El bruxismo es una enfermedad dental que consiste en el rechinar de unos dientes con otros -los superiores con los inferiores-. Se da principalmente durante el sueño, de manera involuntaria, y suele ser una consecuencia del estrés y el ritmo de vida acelerado, algo de lo que sabe mucho este sector laboral. El bruxismo, si no se trata y se cura, puede causar serios daños en dientes y mandíbulas.

Concluimos aquí una lista en la que podríamos dar cabida a otras muchas profesiones que exponen diariamente a quienes las ejercen a sufrir lesiones o daños dentales de diversa índole. Por ello, se trabaje en el sector en el que se trabaje, siempre es importante utilizar correctamente las medidas de protección adecuadas para evitar riesgos innecesarios. De igual manera, como siempre recordamos desde Caredent Leganés Central, es fundamental mantener una buena higiene dental, completa y constante, y acudir a sus revisiones periódicas. Mantener una dentadura sana y cuidada es invertir en unos dientes fuertes y duraderos.

 

2015 © Copyright - Caredent Leganés

En caso de emergencia        912 63 00 03